Entrevista a Manuel Pérez Luna

El 10 de mayo de 2008 en Morón de la Frontera

Viernes 23 de mayo de 2008 por Manuela Papino

Diego en el recuerdo

Cuando le dije a Manuel que todavía no sabía que título iba a poner, me contestó “Pues claro, ¡Diego en el recuerdo! Todos mis artículos se llaman así”. Es que Manuel lo comparte todo, más todavía cuando se trata de su amigo Diego: Diego Alejandro de la Santísima Trinidad Amaya Flores. Iba a investigar, como todo el mundo, sobre Diego del Gastor en Morón de La Frontera...Pues en Morón, no me esperaba la suerte, ¡me esperaba la Gloria!

En la puerta del Cortijo de Manuel

Aunque no le interese la guitarra flamenca, le interesará la conferencia de Manuel Pérez Luna, titulada “el perfil humano de Diego”. Es una charla muy peculiar, porque sólo Manuel puede hablar de Diego del Gastor de esa forma. Amigo íntimo, Manuel era uno de los privilegiados que asistían todos los sábados a las fiestas en Casa Pepe donde Diego tocaba para sus amigos, y solamente para ellos. La conferencia de Manuel, -(“no me quiero meter en el tema de los flamencólogos”dice)- nos cuenta lo que nadie sabe: como Diego, sin prácticamente salir de Morón, llegó a convertirse en un mito de la guitarra flamenca, porque no solamente era un artista excepcional, sino un ser humano alegre, generoso, filósofo y culto.

“Hay unas no verdades que se han publicado en círculos importantes, porque cuando tu oyes una cosa, la transmites una y otra vez y al final se distorsiona. Es verdad la relación de Diego con los americanos, lo que no es verdad es cuando dicen ‘Diego, este gran desconocido que descubren los americanos cuando llegan a Morón con sus ríos de dólares.’ Pues en mi conferencia, ¡tengo un interés especial en deshacer estas no verdades! Porque duele a los que tenemos este afecto a Diego.” Así empieza la conferencia de Manuel, con los secretos de esta época. No inventa nada, con toda la generosidad que le caracteriza, nos enseña los archivos privados que tiene, ¡y son muchos! para apoyar lo que va contando: fotos, vídeos, grabaciones de todos tipos, documentos escritos, Manuel lo ha guardado todo.

Cuando viene Don Pohren, un escritor americano, en 1965, escucha a Diego acompañar a Juan Talega y a Manolito El de María, se enamora de su toque y decide vivir en Morón. En esta época, vivir y convivir con el mundo gitano era muy mal visto, pero a Don Pohren le interesa Diego, y con él, empieza la fama de Diego del Gastor y de Morón de la Frontera en el extranjero. Poco a poco vinieron más personas, desde todos los rincones del mundo entero, en busca del “toque de Diego”.

“Luego empezamos las fiestas del sábado para estar con Diego”, dice Manuel, “había muy poca gente, porque en estas fiestas flamencas hay que saber estar, y no todo el mundo sabe comportarse, no hay que hacer un compás cuando no sabes…esto es muy importante en el mundo del flamenco. Nos llamamos “los llorones” porque ¡en las madrugadas de Diego y de Fernanda (de Utrera) había que llorar! Era una música muy sentimental, muy emotiva. De estas fiestas privadas tengo yo 60 horas de grabaciones. Y yo lo puedo contar desde esta vivencia, no desde el oído.”

Diego era un lector de poesías, le gustaba Calderón, el Granaíno (Lorca) y Machado, era un apasionado de Hernández y de Fernando Villalón, un poeta de Morón que tenía una poesía corta, muy andaluza, como letritas por Soleares:

“Que no me digan a mi

que el canto de la cigüeña

no es bueno para dormir,

porque si la cigüeña canta,

arriba en el campanario,

que no me digan a mi

que no es del cielo su canto”.

Diego era gitano. Nació en 1908, conoció la República y recibió educación escolar y musical en el pueblo de El Gastor. Leía filosofía, iba siempre con algún libro. Ese es el Diego que cuenta Manuel con tanto cariño y admiración.
“En aquella época de tantas represiones, hay que trasladarse para entenderlo, pues las autoridades sabían que Diego hacía interpretaciones que no estaban en concordancias con la época, pero nunca se metieron con Diego, porque ¡era un genio!”, sigue Manuel, “también porque sólo lo hacía con nosotros, en privado, en el taller de chapa y de pintura, donde se hacían las fiestas después de la cervecita en Casa Pepe. Él tiene que ser el protagonista, Diego Amaya Flores. Todo lo dice Diego. Yo pongo el powerpoint con los archivos” añade Manuel con mucha humildad. “Cuento como piensa políticamente, como se relaciona, sus sentimientos, su talento, sus aficiones, su religión y luego pongo a ¡Diego tocando el himno socialista! En la grabación al final se oye “¡No, no ponga esto!” (Manuel se ríe.) “¡Me puedo permitir el lujo de ponerlo!

¡Manuel sigue divirtiéndose con Diego! Cuando llegaron a Morón los curas jóvenes, los curas obreros, se integraron en la sociedad, el comentario de Diego fue “¡ya los curas van a ser cristianos!”. (Vuelve a reír.)”

Luego le pregunto cómo Diego aprendió a tocar. Manuel lo sabe, por supuesto, pero me contesta: “Aprende de su hermano Pepe, y de Naranjo y Mesa. Paco de Lucena era mucho antes, enseño a Naranjo y Naranjo a Diego, de maestro a maestro, pero en esto no entro yo, que otros lo hagan, que cada uno pise su parcela. Yo hablo de otras músicas que tocaba: árabe, hispanoamericana, clásica, carnavalesca…”

Manuel me sigue contando anécdotas y secretos sobre la vida de Diego del Gastor, poniendo de comer las cosas de su huerta y de beber su propio vino, y dice, “me despido de la conferencia con una poesía pequeñita que hago yo para Diego”. Poesía muy linda, que acaba diciendo con mucha emoción“Yo fui amigo de Diego”.

Pérez Luna)

El Foro cultural flamenco de Diego del Gastor, con motivo del centenario de su nacimiento, propone una serie de conferencias y actividades en toda Andalucía, intentando- a ver si tenemos suerte- presentarlas en Francia. Así que hay que estar atento, la conferencia de Manuel Pérez Luna se llama “El perfil humano de Diego” y os la recomiendo. No solamente se llega a conocer a Diego del Gastor, sino también a costumbres de otra época, testimonios sociales, políticos, religiosos, poéticos de un pueblo…y sobre todo a una verdadera amistad, una gran entrega, un fabuloso respecto y una admiración sin límite. Es una lección de vida, el perfume del arte y la caricia del corazón. Porque Manuel es todo amor, aunque lo mejor va a Francisca, su mujer, que no para de agradecer por acompañarle en esta vida, diciéndole en cada momento, lo mucho que la quiere. ¡No perderse esta conferencia!

Manuel y Francisca

Entrevista realizada por Manuela Papino

Fotos: Manuela Papino

NB: “El Foro cultural flamenco Morón 2004” edita una revista flamenca “A compás”. Dos números están actualmente disponibles, el tercero, dedicado exclusivamente a Diego Del Gastor está a punto de salir. Si os interesa, se puede obtener informaciones contactando directamente con Juan Manuel Sánchez Montilla al 619214417 o 638039609 o bien mandando un e-mail a : foroflamencomoron@yahoo.es)

EXTRACTOS SONOROS

Siguiriyas (Manuel Molina / Paco la Luz / Manuel Cagancho): Juan Talega con Diego del Gastor

Extracto del doble CD "Alcalá de Guadaíra en la historia del flamenco" :
MARITA MTCD 10A114 (véase nuestro apartado "Novedades CD").


Juan Talega y Diego del Gastor: Siguiriyas




Portada del sitio | Contacto | Mapa del sitio | Espacio privado | info visites 11242900

Sitio desarrollado con SPIP 3.2.7 + ALTERNATIVES

RSSes

Mesure d'audience ROI statistique webanalytics par WebAnalytics